Sin Mucho Qué Decir

Photo by Johannes Plenio on Unsplash

Hay días que lo mejor que puedes decir, es decir poco. Hoy es uno de esos días. Hoy solo puedo decir, gracias. Gracia a la vida por qué todo lo que me ha sucedido me ha ayudado a convertirme en una mejor persona. Y gracias, por qué el futuro se ve muy prometedor, y lo agradezco. Sé que vienen cosas mejores. Buenos vientos para navegar. Y qué todos los puntos se están conectando a mi favor. Qué así sea.